7/12/2013

Pablo vive entre dos mundos: el que pudo haber sido y el que fue.

Por eso, algunas noches se despierta junto a una mujer hermosa que duerme sobre su pecho, y de repente se transporta a un sótano frío donde todavía le sangran los brazos.


- Andate ya, por favor. Te odio, de verdad que te odio.
(o quedate y salvame la vida).

No hay comentarios: