7/21/2012

El hombre y el mago!


[...]

Había sido una noche difícil, y mi cara era testigo de ello. Me esforcé en demostrar lo contrario, y sin embargo Víctor se dio cuenta. Empezó a contar una historia (le gustaba mucho contar historias, mucho más cuando pretendía explicar algo):

- Hubo una vez un hombre que pensaba que su vida era una mierda, no encontraba sentido para seguir viviendo. Una noche llegó hasta la terraza del edificio más alto de la ciudad, y cuando estaba a punto de saltar, un mago se le apareció. Éste le ofreció cambiar su vida por la que él quisiera de forma inmediata. Entonces, el hombre recorrió el mundo viendo la vida de los demás, conversando con la gente y encontrando ventajas y desventajas. No tardó mucho en descubrir que la vida de todos los demás era igual de mierda que la de él, mejor o peor en diversos aspectos, pero igual al fin y al cabo. Tras descubrir esto, el hombre se bajó de la azotea y el mago desapareció para siempre…

Víctor contaba la historia de forma tal que me hacía adentrar en ella, hacía que escuchara cada palabra como si fuese la verdad universal. Estaba yo todavía analizando las palabras cuando me preguntó qué hubiese hecho yo si fuese ese hombre, entonces le respondí que hubiese entendido que mi vida no vale menos ni más que la de nadie, y que tenía que valorar lo que tenía. Se empezó a reír, dio media vuelta y se fue caminando mientras decía:

- Yo elegiría la vida del mago…

[...]

No hay comentarios: